domingo, 6 de julio de 2008

Vínculos peligrosos

Columna publicada en Diario Palentino el día 6 de Julio de 2008


La absolución de A.M.N, vecino de Palencia y administrador de uno de los mayores foros de Internet en castellano que existen en el mundo, Forocoches.com, era la solución más lógica para algo que nunca debió ocurrir. La acusación de pornografía infantil que la fiscalía había cursado contra él era, además de un exceso, un peligro en potencia para todo aquel que posea un espacio en Internet. El joven empresario fue acusado por tener, en una web de su propiedad, un enlace que llevaba a otra página, siendo esta última donde se encontraba otro enlace que conducía a contenidos de pornografía infantil. Un pequeño enredo, en el que nuestro vecino sólo participaba con el vínculo que tenía en su espacio, ya que no mantenía ningún tipo de relación con los otros sitios. El fiscal pretendía que una persona pagase con más de cinco años de cárcel por unos contenidos sobre los que no tenía control, y mucho menos conocimiento de su existencia, como ha quedado demostrado en el juicio. El simple hecho de que a través de su web se pudiese llegar, saltando de enlace en enlace, a otras que estaban cometiendo un delito, solamente prueba esa teoría de los «seis grados de separación», cuya máxima dice que todos los habitantes del planeta estamos conectados entre nosotros por, como mucho, cinco intermediarios. En Internet esto es más evidente, ya que, al igual que se acusó a nuestro paisano, podría haberse metido en el saco a Google, por ejemplo, pues seguramente la perniciosa web también estaría recogida y enlazada en el buscador. Y si seguimos indagando, podríamos tejer una tela de araña alrededor del punto malicioso en la que nos llevaríamos grandes sorpresas. Es necesario que la Justicia esté al nivel, en éste y otros casos, que se le exige, y persiga a los verdaderos culpables con el máximo de recursos a su disposición. También los políticos deben legislar para evitar situaciones de este tipo, acotando lo máximo posible donde comienza y termina la responsabilidad de un delito en la red. Si se malgasta tiempo y dinero del contribuyente en juzgar a personas que llegan a sentarse en el banquillo por una mala interpretación, vacío legal o desconocimiento técnico del funcionamiento de la red, nos encontraremos con flagrantes injusticias a diario, mientras esos valiosos recursos no se destinan a fines más útiles para la sociedad.


1 comentarios:

Francisco Rouco dijo...

Totalmente de acuerdo contigo. De hecho, es un disparate mayúsculo el establecer la relación que denuncias en el post. Si esto fuera costumbre no habría banco para depositar todo el dinero recaudado por multas, pues de una forma o de otra cualquier página pueden incurrir en semejante delito. Tampoco creo que se pueda legislar sobre este asunto -la reponsabilidad de cada cual con los enlaces de sus enlaces- pues lo primero que habría que determinar es dónde está el límite, hasta dónde alcanza la responsabilidad del webmaster, y eso es algo que roza el ridículo. Es como si al vendedor de un coche se le imputara el cargo de cómplice de homicidio por habérselo vendido a un conductor que ha cometido un atropello.

Creo que este es uno de tantos ejemplos que ilustran que la justicia quiere pero no puede adaptar sus normas clásicas a la Web. La solución no pasa sólo por una apertura en la mentalidad sino también por una evolución natural dentro de las filas de los legisladores, que ya van quedándose antiguos.

Saludos cordiales, Ion.

Search

Recibe los nuevos artículos en tu correo electrónico

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Seguidores

Entrada destacada

Noches de Poder. Capítulo 1. Viernes, 11:00h

Llegó al hotel junto al resto de sus compañeros de la delegación. La mayoría eran viejos conocidos, con los que había mantenido batall...

Con la tecnología de Blogger.
Ver el perfil de Ion Antolin Llorente en LinkedIn