viernes, 6 de febrero de 2009

Velocidad Terminal

Al final, esto de los Juegos Olímpicos de Madrid va a tener sus ventajas. Debo reconocer que no me encuentro entre los que piensan que aspirar a volver a traer las Olimpiadas a España es una machada sin precedentes de Alberto Ruiz Gallardón. A mí me parece perfecto, si sirve para que el desarrollo de amplias zonas de la capital reciba un impulso, tal y como ocurrió en Barcelona, allá por el año 1992. Decía lo de las ventajas, porque acabo de leer que, para esa fecha, el Alcalde Gallardón pretende que toda la capital esté cableada con fibra óptica, lo que permitirá unas transferencias de hasta 100 megas por segundo en la conexión a Internet. Alguno en la SGAE debe estar temblando. Si con las velocidades de risa que tiene la red patria la gente se baja de todo, no quiero imaginar lo que pasará cuando unos cuantos millones de madrileños tengan a su disposición una verdadera autopista de la información. Porque lo de ahora, salvo excepciones, son carreteras de tercera.

Qué facilidad tiene Gallardón para poner la ciudad patas arriba cada poco tiempo. Todavía no nos hemos recuperado de la última ofensiva de obras faraónicas, que antes de las elecciones municipales y autonómicas convirtieron Madrid en un enorme campo de pruebas para todo tipo de maquinaria de construcción y obra pública, y ya está pensando en levantar otra vez las aceras para que nos conectemos a la red a todo trapo. Con esa facilidad para picar da gusto. Y nosotros esperando años en Palencia al soterramiento del ferrocarril.

Ahora en serio. El hecho de disponer de una velocidad aceptable en nuestra conexión, además de unos precios ajustados para lo que debe considerarse un derecho y no un privilegio, son necesidades básicas para seguir aumentando el número de usuarios de la red en nuestro país. De nada servirán las campañas y el dinero público gastado, si las operadoras se suben a la parra cada vez que uno pretende contratar algo más que la tarifa básica. Una formación adecuada, accesible para todos los segmentos de la población, que permita conocer las ventajas que otorga Internet, unida a la regulación de precios para que nadie deje de tener conexión en casa por no poder pagar la factura, harán que de verdad nos acerquemos a los parámetros europeos. En la situación que vive nuestro país, sería lamentable que haya personas que tengan que dejar de buscar empleo a través de la red porque no pueden abonar el pago mensual.


Publicado en | Diario Palentino


Publicar un comentario

Search

Recibe los nuevos capítulos de "Noches de poder" en tu correo electrónico

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Entrada destacada

Noches de Poder. Capítulo 1. Viernes, 11:00h

Llegó al hotel junto al resto de sus compañeros de la delegación. La mayoría eran viejos conocidos, con los que había mantenido batal...

Con la tecnología de Blogger.

Google+ Followers