martes, 7 de agosto de 2012

El viaje de Ridley Scott hacia las preguntas




Prometeo robó el fuego de los dioses para regalárselo a la humanidad, de la que se sentía protector. Con esa acción se ganó  la ira de Zeus, y jugar a ser deidad no quedó impune. Ridley Scott prendió la mecha de la nueva ciencia ficción en el cine con una sola película: Alien. Una cinta de terror claustrofóbico en la inmensidad del universo que encumbró a Sigourney Weaver y cambió la forma afrontar este tipo de historias. Con el paso de los años Alien y su octavo pasajero han entrado en la leyenda, y el último trabajo de Scott, Prometheus, aprovecha ese tirón para presentarse ante el público como una precuela de esos sucesos, ocurridos a bordo del cargero espacial Nostromo después de que la computadora central desviase su ruta para atender a una señal de radio desconocida, tal y como marcaba el protocolo fijado. 








Publicar un comentario

Search

Recibe los nuevos capítulos de "Noches de poder" en tu correo electrónico

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Entrada destacada

Noches de Poder. Capítulo 1. Viernes, 11:00h

Llegó al hotel junto al resto de sus compañeros de la delegación. La mayoría eran viejos conocidos, con los que había mantenido batal...

Con la tecnología de Blogger.

Google+ Followers